Un proyecto inacabado…

El reciente fallecimiento de John H. Conway, creador del famoso “Juego de la Vida”, así como este fantástico vídeo que me ha pasado mi amigo Víctor, sobre ese mismo tema, ha hecho que recordara un viejo guion que desarrollé hace ya siete años (!) para una animación 3D.

Iba a ser una especie de “Nature by Numbers 2”. De hecho, la empecé, llegué a modelar algunas cosas… pero entonces me entró mucho trabajo de encargo, pasaron los meses, perdí el interés por ella y… nunca vio la luz.

Bastante al principio del vídeo tenían que aparecer unas estructuras animadas, no exactamente un “Juego de la Vida”, pero sí otro tipo de autómatas celulares, basados en la obra de Stephen Wolfram, mediante los cuales se explicaran los patrones geométricos de la piel de una serpiente. Y a partir de ahí muchas cosas más…

No creía que fuera a enseñarlo, porque es tan solo un material interno de trabajo (que todavía tenía que pulir) y que me serviría de ayuda para planificarlo todo. Pero, oye, ya que estamos viviendo tiempos extraños, vamos a hacer cosas extrañas.

Aquí os dejo con esa vieja “animática”, a modo de boceto en movimiento, con la que os podéis hacer una mejor idea de qué iba la cosa. Recuerdo que se la mandé a los propietarios de la música, para poder tramitar las debidas licencias de uso. Pero nunca me contestaron…

No sé si algún día recuperaré la idea, o alguna parte de lo que aquí aparece… Todo es posible :-)

Artículo en Investigación y Ciencia

A mediados de noviembre de 2019 recibí uno de esos emails que te alegran el día. Se trataba de Bartolo Luque, un físico de sistemas complejos y profesor de matemáticas aplicadas en la Universidad Politécnica de Madrid. En su correo me decía que le encantaban mis animaciones y que pretendía publicar, atención: ¡un artículo sobre mi trabajo para el siguiente número de la revista Investigación y Ciencia!

Bartolo escribe desde hace años una columna sobre juegos matemáticos para esta revista, además de haber dirigido recientemente una colección de libros sobre matemáticas publicada por El País.

Por supuesto me quedé encantado con la idea. Investigación y Ciencia es, nada menos, que la versión en español de la prestigiosa Scientific American. Recuerdo que hace muchos años, cuando yo era un chaval que empezó a estudiar ingeniería, me compré varios números de esa publicación, aunque también debo confesar que la mayor parte de lo que allí se contaba me venía demasiado grande… Luego abandoné esos estudios y ya marché a Barcelona para estudiar bellas artes, con lo cual me desvinculé más de la ciencia y la tecnología. Aunque nunca han dejado de interesarme.

Y el hecho de que ahora, en una revista tan prestigiosa le dediquen a mi trabajo, no un pequeño párrafo, sino cuatro páginas completas… pues es un motivo de orgullo y satisfacción. Además de un gran honor.

Muchas gracias a Bartolo y a todo el equipo de la revista Investigación y Ciencia. Aquí tenéis el arranque de este artículo, aparecido en el número de enero de 2020.